nos gusta
la cerveza

Heineken España impulsa el desarrollo de lúpulo de origen vasco junto a Aleovitro

Heineken sigue apostando por los productores locales y la producción sostenible para la elaboración de las diferentes cervezas de su porfolio.

En una nota de prensa Heineken ha explicado que «fieles a este compromiso con la sociedad y el uso de materias primas de proximidad, la compañía ha firmado un acuerdo con Aleovitro, empresa biotecnológica que nació en el año 2014 y que tiene como principal objetivo poner la química al servicio del desarrollo de la vegetación. Una empresa cuya máxima es el I+D y que, en línea con estos valores, promueve la investigación y obtención de lúpulos exclusivos y de alta calidad para empresas comprometidas que se preocupan por la excelencia de sus productos y de las materias primas que los componen. Con este acuerdo, a la cebada alavesa ahora se le añade el lúpulo certificado de Vizcaya, que junto a otras variedades otorgará a 18/70 La Gilda su aroma diferencial y potenciará el carácter vasco y Km0 de esta cerveza»

Carmen Ponce, directora de Relaciones Corporativas de HEINEKEN España, ha manifestado en la firma de este acuerdo que “la implicación en este proyecto pionero surge por el carácter innovador de nuestra compañía y nuestra apuesta firme por el uso de ingredientes de origen local y sostenible. Queremos seguir elaborando cervezas que le gusten al mundo, a las personas y al planeta, y que además contribuyan al desarrollo de los productores locales”.

Aleovitro, la primera empresa biotecnológica inscrita como vivero de lúpulo en País Vasco, ha sido la encargada de facilitar las plantas de cultivo, además del asesoramiento agronómico y la realización de los diferentes estudios químicos para la obtención de este lúpulo de origen vasco, que será uno de los ingredientes principales de la próxima producción de 18/70 La Gilda.